El SAG O’Higgins recibió una denuncia vía sitio web sobre un particular que tendría ilegalmente aves exóticas protegidas en su domicilio particular. Ante los hechos los funcionarios del SAG dieron aviso a la unidad ambiental de la PDI y en conjunto se concurrió a la Villa Convento Viejo de la comuna de Chimbarongo a constatar la veracidad de la denuncia.

En la villa se pudo escuchar que en un domicilio sin moradores había aves que pudieran ser las del objeto de la denuncia. Tras conversar con vecinos se pudo dar con una persona a cargo de alimentar los animales de la casa y se le pidió llamar al propietario y dar acceso a las dependencias, pero ante su negativa se tomó contacto con el fiscal y con estos antecedentes se solicitó una autorización judicial para el registro del domicilio.

Con esta autorización se pudo verificar que había un par de tucanes, un guacamayo, dos rosellas y un loro del amazonas, sin poder demostrar su procedencia. La PDI requisó las especies y por orden del fiscal pasarán a custodia del SAG, desde donde fueron destinadas al cuidado del centro de rehabilitación del Parque Safari hasta que el afectado aclare la situación ante la justicia.

El SEREMI de agricultura de la Región de O’Higgins, señaló que «seguiremos persiguiendo todo tipo de situaciones que puedan ser constitutivas de delito, el SAG es un servicio profesional y reconocido a nivel mundial, y que tiene como misión proteger el patrimonio fito y zoosanitario de nuestro país, y cuando nos vemos enfrentados a este tipo de situaciones nuestro deber es denunciar e investigar». En tanto, Rodrigo Barra, director (s) del SAG regional dijo que «el Servicio Agrícola y Ganadero tiene como mandato fiscalizar según la Ley, la internación en territorio nacional de ejemplares vivos de especies exóticas de la fauna silvestre, que puedan perturbar el equilibrio ecológico y la conservación del patrimonio ambiental».