La medida plantea la obligación de los pasajeros a informar a la Autoridad Sanitaria sobre los países visitados el último mes. Con ello se busca reforzar la vigilancia en los puntos de entrada para detectar a tiempo los posibles casos de coronavirus COVID-19 que lleguen a Chile.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) informó que todos los países están en alto riesgo de tener brote de virus COVID-19, la enfermedad que mantiene al mundo en alerta sanitaria, e informó que se extendió la definición de caso sospechoso a todas las personas que presenten un cuadro respiratorio grave con origen desconocido.

Hoy se confirmó que en México, dos pacientes fueron diagnosticados con el virus, aumentando así a tres los casos de coronavirus que se han presentado en América Latina, luego del caso de Brasil notificado el miércoles recién pasado.

A raíz de ello, el Ministerio de Salud de Chile (Minsal) anunció el refuerzo de las medidas de vigilancia en los puntos de entrada de nuestro país, a través de la implementación de una declaración jurada de salud, la que debe ser llenada por los pasajeros de los vuelos internacionales y la instalación de una unidad de control sanitario, donde se tomará el examen de pesquisa de coronavirus a los pasajeros que provienen de una zona de riesgo de esta enfermedad y que presenten síntomas respiratorios.

Hoy se publicó en el Diario Oficial el decreto que establece la declaración jurada de estado de salud, como medida de control sanitario obligatorio para los viajeros que ingresan a Chile, la cual comenzará a regir desde el lunes 2 de marzo. En ella, los pasajeros deberán informar a las autoridades sanitarias los países que visitaron durante los últimos 30 días.

Además, el Minsal amplió el concepto de caso sospechoso a las personas que provengan de todos los países que hasta ahora la OMS ha confirmado que presentan circulación del virus y anunció que se reunirá con otros ministerios, para disponer de iniciativas nuevas para marzo.

“Tenemos una amenaza muy clara con una posibilidad de prácticamente el 100% de que los próximos días tengamos un primer caso en Chile. Estamos preocupados de identificar a todas las personas que pueden significar un riesgo de transmisión local. Esto va a llegar por una persona y a esa persona nosotros tenemos que identificarla y evitar que se transforme en un brote secundario. Ósea, que quede contenido con un máximo de control”, explicó el ministro de Salud, Jaime Mañalich, durante la jornada informativa para medios de comunicación sobre medidas tomadas en Chile por COVID-19.

El subsecretario de Redes Asistenciales, Arturo Zuñiga, durante la misma instancia, explicó que “el personal de la Seremi se va a desplegar en los aeropuertos para poder realizar las acciones que hemos determinado en conjunto con la Organización Mundial de la Salud”. Ellos serán los que revisarán las encuestas y derivaran a los pasajeros según su estado de salud y los lugares que visitó, al módulo correspondiente.

Examen gratuito para casos sospechosos

También se publicó hoy en el Diario Oficial la resolución que define que el examen que permite detectar la presencia de coronavirus será cubierto por parte del Fondo Nacional de Salud (Fonasa). Con respecto a este punto, el ministro de Salud explicó que el análisis que realiza la Autoridad Sanitaria a los casos sospechosos, es gratuito.

No obstante, en el caso que una persona quiera, de forma particular, hacerse este examen por voluntad propia, porque no proviene de una zona de riesgo o no estuvo expuesto a pacientes con la enfermedad, y no cumple con las características de caso sospechoso, “lo que hemos hecho hoy día es decirles a las clínicas que no pueden cobrar lo que quieran por este examen. Esto tiene un arancel Fonasa, que debe ser arancelado por las isapres dependiendo del plan de salud de las personas. Y ese examen, tomado por una persona como individuo, de forma voluntaria, a menos que sea beneficiario de Fonasa A o B, tiene un costo arancelado”.

De acuerdo al nuevo arancel de Fonasa, el costo máximo que pagará la persona no será superior a los $14.040 como copago, si se realiza el test en una clínica bajo el sistema de Modalidad de Libre Elección, en convenio con Fonasa.

Si la persona es Fonasa y se hace el examen en un hospital público y pertenece a los grupos A, B o es mayor de 60 años, es gratis. Si es del grupo C el copago es de $ 2.800 y si es del grupo D, deberá cancelar $ 5.600.

Próximas medidas

Los kits para detectar el virus se ha implementado en seis regiones del país (Antofagasta, Valparaíso, Metropolitana, Biobío, La Araucanía, Los Lagos). Pero el subsecretario Arturo Zúñiga adelantó que, se está evaluando implementar más centros de diagnóstico en lugares cómo Valdivia e Isla de Pascua.

Debido a que en marzo comienzan las clases y muchas personas vuelven a sus actividades, la subsecretaria de Salud Pública, Paula Daza, informó que “hoy tengo una reunión con el Ministerio de Educación. Los colegios van a comenzar y sabemos que uno de los focos importantes de contagio de virus respiratorios son los colegios, ya que los niños están en una sala y uno puede contagiar a 30 niños y él a sus familias”. Además, agregó que en los próximos días se reunirá con otros ministerios para evaluar nuevas medidas.