Lorena Pizarro se suma a muestras de rechazo por nominación de María Gajardo Harboe para integrar la Corte Suprema: “Ha infringido obligaciones internacionales a nombre del Estado chileno en materia de DDHH”

La diputada electa y Presidenta de la Agrupación de Familiares de Detenidos Desaparecidos, instó, además, a cambiar “la forma de elegir a los integrantes” del Máximo Tribunal, cuyos candidatos actualmente son propuestos por el Presidente de la República ante la a Comisión de Constitución del Senado.

La diputada electa y Presidenta de la Agrupación de Familiares de Detenidos Desaparecidos, Lorena Pizarro, rechazó la nominación de la abogada María Cristina Gajardo Harboe para integrar la Corte Suprema, debido a los cuestionamientos que ha recibido por su rol en materia de Derechos Humanos.

“Nuevamente vemos cómo Piñera busca proteger sus intereses, proponiendo a una funcionaria que han infringido obligaciones internacionales a nombre del Estado chileno en materia de DDHH. Lamentable”, escribió en su cuenta de Twitter la hija de hija del detenido desaparecido Waldo Pizarro y Sola Sierra.

En la misma línea, Pizarro instó a cambiar “la forma de elegir a los integrantes” del Máximo Tribunal, cuyos candidatos actualmente son propuestos por el Presidente de la República ante la a Comisión de Constitución del Senado.

Las muestras de rechazo ante la nominación de Gajardo – quien junto a Diego Simpértigue Limare fueron propuestos por el Mandatario para suceder a Rosa María Maggi- se suman a la expresada por la organización Londres 38, que agrupa a ex detenidos, sobrevivientes y familiares de desaparecidos durante la dictadura militar de Augusto Pinochet, que acusó a la abogada de no aceptar «la fuerza vinculante de los convenios internacionales de derechos humanos» en su rol de abogada integrante del máximo tribunal, agregando que su nombramiento se hizo «sin procesos de escrutinio público», y la calificó como una funcionaria que, en su rol de autoridad judicial, ha «infringido obligaciones internacionales a nombre del Estado chileno» en materia de derechos humanos.

«(…) En su rol de abogada integrante de la Corte Suprema (Gajardo) no acepta la fuerza vinculante de los convenios internacionales de derechos humanos suscritos y ratificados por Chile. Particularmente respecto de la Convención Americana de Derechos Humanos, la abogada se ha opuesto directamente al ejercicio del control de convencionalidad, contradiciendo incluso lo sostenido por la jurisprudencia del Pleno de la Corte Suprema», expresó la agrupación a través de un comunicado.

Síguenos en Twitter