Este año ha sido particularmente duro y complejo para todos. Desde el estallido social del 2019 y transitando por la pandemia del coronavirus, hemos debido enfrentar con fuerza y mucha hidalguía, los obstáculos que nos ha impuesto la vida.
Algunos perdieron un ser querido y la Ilustre Municipalidad de Graneros los acompaña en el dolor y otros quedaron de brazos cruzados sin su fuente laboral.

“Como institución siempre hemos estado para extender un brazo amigo que respalde estas carencias, muchas veces irrecuperables, pues, sabemos que las necesidades son muchas y los recursos limitados. En este escenario donde existen más dudas que certidumbres del futuro que se aproxima, ideamos un plan a puro ingenio y creatividad, que se une al trabajo constante y permanente de todos los trabajadores públicos de esta comuna”, señala el alcalde Claudio Segovia.
Ayer y ante la presencia de autoridades locales y vecinos, se inauguró la primera Lavandería Popular en la Región de O’Higgins, que pondrá énfasis, como beneficiarios, a los adultos mayores.

“Siempre estamos pensando en la tercera edad, porque muchas veces son olvidados o relegados por las políticas de estado. Pero en Graneros, están en el primer lugar de la escala de prioridades y así lo constata, por ejemplo, la gratuidad en el transporte público. Ahora quisimos dar un paso adelante en la dignidad, pues, sabemos que muchos están abandonados, no poseen redes de contacto y no pocos carecen de lavadora en su hogar. Por eso, desde ahora en adelante, solo presentando su tarjeta que lo acredite como adulto mayor, podrá traer su ropa a la Casa del Adulto Mayor (ubicada en calla Antofagasta #125) y lavaremos gratuitamente su ropa”, dijo la autoridad durante la ceremonia.