DECLARACIÓN PÚBLICA

En relación con la grave agresión que sufrieron niños en una residencia dependiente del Sename en Talcahuano por parte de carabineros, y la posterior renuncia del General Director Mario Rozas, el Partido Socialista de Chile declara:

1.- Condenamos enérgicamente el actuar de funcionarios de Carabineros de Chile, que ha excedido todos los límites. No es comprensible que niños que el Estado tiene el deber de proteger terminen siendo heridos por acción de la propia policía. Esperamos su pronta recuperación.

2.- Aunque tardía, la salida del General Rozas era necesaria y urgente, tal como el Partido Socialista lo venía exigiendo hace meses, puesto que sobre la máxima autoridad policial pesa la responsabilidad de una institución que ha violado los derechos humanos y ha cometido todo tipo de abusos e irregularidades.

3.- Urge una reforma estructural profunda a Carabineros de Chile, que revise sus bases, la formación de sus oficiales y suboficiales, las técnicas, prácticas y protocolos de control de orden público, y asegure y garantice su estricta dependencia del poder civil.
Es indispensable corregir el modelo de formación de los funcionarios policiales, pasando a uno basado en un enfoque de derechos humanos. Asimismo, es necesario establecer mecanismos de control interno y externo que garanticen que el proceder policial se enmarque siempre en el Estado de Derecho. Es el camino necesario para contar en el país con una institución profesional que sea motivo de orgullo y confianza para todos los chilenos y chilenas.

MESA EJECUTIVA PARTIDO SOCIALISTA DE CHILE