El secretario de Estado señaló que el menor costo significa un estímulo para que los chilenos puedan viajar y hacer turismo tanto dentro como fuera de Chile.

Jueves, 12 de septiembre de 2019. El ministro de Economía, Fomento y Turismo, Juan Andrés Fontaine, participó esta mañana en habilitación del espigón E del Aeropuerto Internacional Arturo Merino Benítez (AMB), actividad que encabezó el Presidente Sebastián Piñera, y en la que también estuvieron presentes los ministros de Obras Públicas, Alfredo Moreno; de Transportes y Telecomunicaciones, Gloria Hutt; y de Agricultura, Antonio Walker.

En la ocasión, el titular de Economía resaltó el importante impulso qua ha significado para el turismo interno e internacional la política de reducción de tasas de embarque, proceso que se inició durante 2018 y que continuará también durante el próximo año.

“Como Gobierno estamos dedicados a impulsar el aumento de los pasajeros, el aumento de los viajes, porque consideramos que es importante la democratización de los viajes, que todas las personas tengan derecho a poder viajar y a aprovechar el turismo en Chile y en el extranjero, utilizando infraestructura como esta”, sostuvo el ministro Fontaine.

Detalló que la rebaja de las tasas de embarque “se inició el año pasado, con una rebaja de 20%, y un 10% adicional de rebaja para los vuelos nacionales, que entró en vigencia ahora el 1 de septiembre, y el próximo septiembre de 2020 entra una nueva rebaja de 10% totalizando en total 40% de reducción, con el consiguiente abaratamiento de los costos de los viajes y, en consecuencia, un estímulo para su utilización”.

En el caso de las tasas de embarque para vuelos internacionales de larga distancia, la reducción del año pasado significó una rebaja desde los US$ 30 a US$ 26, mientras que el último recorte llevó dichas tasas a un valor de US$ 25. Así, la tercera etapa del proceso llevará a este impuesto a un valor de US$ 24 en 2020.

Lo anterior, en línea con la política del desarrollo del turismo, el cual “es un motor del impulso de la economía nacional, tanto el turismo de extranjeros que viene acá a pasear o hacer negocios, como el turismo interno, que está creciendo muy fuertemente”.

Nueva sala de embarque

El espigón E del Aeropuerto Internacional AMB tiene una superficie de 26.700 metros cuadrados, distribuida en tres niveles. Aportará 12 nuevos puentes, permitiendo casi duplicar la capacidad actual de atención de llegadas y salidas de vuelos internacionales, al totalizar 26 posiciones.

Igual que el Espigón C, que se entregó en diciembre del año pasado, las instalaciones del nuevo terminal internacional contarán con los estándares de los mejores aeropuertos del mundo. El espigón E dispondrá de más espacio de confort con 1.582 asientos para los pasajeros que deben embarcar y tendrá 160 metros cuadrados de servicios higiénicos.

Con la habilitación de la nueva sala de embarque, se estima que para la temporada estival 2019-2020 circularán un promedio mensual de 1 millón de pasajeros internacionales, de los cuales cerca de un 38% circulará por el espigón E, lo cual equivale a 380 mil pasajeros (según estimaciones de la capacidad de procesamiento del nuevo sector de embarque). Se calcula que circularán por el Espigón E aproximadamente 15.000 pasajeros diarios.

Unidad de Comunicaciones

Ministerio de Economía, Fomento y Turismo