Con la visita del Director Nacional de Gendarmería de Chile, Christian Alveal Gutiérrez, a la unidad penal más antigua del país, se dio el vamos a la conmemoración de un nuevo aniversario del Centro de Detención Preventiva Santiago Sur (ex Penitenciaría) que cuenta con 536 funcionarios. En la oportunidad participó el personal del recinto, civil y uniformado, junto al alcaide del establecimiento, coronel Álvaro Rivera Andrade.

Además, la máxima autoridad penitenciaria, hizo entrega de una placa conmemorativa, la cual tiene un clavo, que fue parte de la construcción de la cárcel más antigua del país. Ésta fue creada en 1843, convirtiéndose en el símbolo del nuevo sistema penitenciario del siglo XIX. El modelo arquitectónico de este recinto se basó en el concepto “Panóptico”, del pensador inglés Jeremiah Bentham, consistente en varios patios, distribuidos en forma de círculo.

Durante la actividad el Director Nacional destacó el trabajo del personal del CDP Santiago Sur en momentos de pandemia. “Debemos redoblar los esfuerzos para, por un lado, enfrentar el Coronavirus; y por otro, seguir con nuestra labor de seguridad pública y reinserción de las personas privadas de libertad”, explicó.

Cabe destacar que la ex Penitenciaría cuenta con dos centros de aislamiento preventivo, para casos sospechosos de COVID-19, con capacidad para 50 pacientes cada uno. Además, en esta unidad penal, se inició la vacunación anticipada para la influenza, el pasado 15 de marzo, priorizando a enfermos crónicos y adultos mayores. También se realizó un operativo médico con especialistas de la Universidad Católica y de Chile, donde profesionales de la salud atendieron a población penal, en box instalados en el “óvalo” del recinto penitenciario.

En el caso de pacientes asintomáticos y sin necesidad de hospitalización, están siendo atendidos en las dependencias habilitadas para ello y en caso de requerir asistencia hospitalaria, son derivados a los centros de salud que correspondan.