El documento que contiene el principio de acuerdo entre el Consejo de Defensa del Estado y Codelco por la demanda por daño ambiental en el Salar de Pedernales, así como los antecedentes técnicos respectivos, ingresaron, en horas de la tarde ayer, al Primer Tribunal Ambiental.

El escrito presentado por los abogados de los entes estatales estipula que “las partes, ambas comparecientes en este acto, luego de un acabado estudio de los antecedentes y con el expreso y único propósito de poner término al presente litigio y de precaver cualquier disputa o conflicto eventual respecto de los hechos ventilados en autos, han acordado transigir y avenir el presente juicio”, dice el documento.

Ahora, serán los ministros del tribunal quienes, junto al equipo asesor, deberán analizar el principio de acuerdo al que llegaron las partes, ya que el tribunal debe realizar un control de indemnidad del daño causado, vale decir, velar para que las medidas de reparación ambiental propuestas se hagan cargo efectivamente del daño causado, tal como lo establece el artículo 44 de la Ley 20.600.

Una vez concluido el análisis de los antecedentes presentados, el tribunal podrá convocar a las partes a una audiencia de revisión del avenimiento y posteriormente determinar si acepta o rechaza el acuerdo.