Tras la sesión de este lunes y luego de meses de discusión, el proyecto que incorpora el trabajo doméstico y de cuidados, fue aprobado de forma unánime (con 8 votos a favor) en la Comisión de la Mujer y Equidad de Género.

Esta modificación reconoce ambos trabajos “como una actividad económica que crea valor agregado y produce riqueza y bienestar social”, junto a incorporarlos en la formulación de políticas públicas y sociales. Además, este cambio promoverá su incorporación en el presupuesto nacional e impulsará que el Estado incentive un régimen laboral que compatibilice el trabajo de cuidado humano.

Acerca de esta votación, la diputada Gael Yeomans comentó que “si algo nos demostró el 2020 es que el trabajo doméstico y de cuidados nunca se detiene y es indispensable en nuestra sociedad. Son las mujeres quienes cargan principalmente con esa labor, muchas veces invisibilizada, por eso es tan importante esta modificación que –finalmente- reconocerá estas tareas como corresponde”.

“Esperamos que la tramitación continúe de la forma más rápida posible, porque el cuidado es un derecho para quienes lo requieren y un trabajo para quienes lo ejercen”, concluyó.