La diputada del PPD y miembro de la Comisión de Educación, Cristina Girardi, rechazó la nueva agresión que sufrió la alumna de Trabajo Social de la Universidad de Chile, Polette Vega.

«No voy a defender jamás la agresión a ningún ser humano, es inaudito que se trate de resolver las diferencias mediante la violencia, pero en este caso estamos hablando de una Universidad pública, cuyo proyecto educativo tiene que ver con la diversidad. Por eso es un proyecto laico, que no discrimina, donde todas las formas de pensar tienen que tener cabida», indicó la diputada Girardi.

La parlamentaria afirmó que «lo que están haciendo algunos alumnos con esta actitud es destruir la Universidad. Lamento lo que le pasó a Polette y admiro su fuerza al haberse reintegrado a sus estudios, y espero que los compañeros y la Universidad les den las garantías para que ella pueda pensar como quiera y discutir sus diferencias, pero no agredamos porque esa no es la Universidad que queremos para Chile».

«Esto no lo va a poder resolver el rector Vivaldi solo, aquí hay una comunidad estudiantil, no hablamos de niños pequeños donde los adultos tienen un rol fundamental en su comportamiento. Aquí estamos hablando de personas adultas, mayores de 18 años y los que permiten la violencia son parte de la violencia. No es sólo la tarea de un rector, es necesariamente tarea colectiva, de los profesores, compañeros, estudiantes, que a la larga permiten que esto ocurra», señaló la legisladora.

Finalmente, Cristina Girardi, aseguró que «me pregunto qué hicieron los compañeros de Polette en el minuto en que la agredían, ¿vamos a culpar a Vivaldi de los niveles de violencia?, esa es parte de la responsabilidad colectiva de dejar y permitir que esto ocurra. Hago un llamado a toda la comunidad universitaria, debe haber una reflexión colectiva y ver qué tipo de Universidad quieren construir».