La candidata a concejala por Valparaíso, Bernardita Barraza Barrutti, se refirió al retorno a clases fijado para el próximo 1 de marzo y que ha desatado una polémica durante la pandemia debido a la implementación de las medidas de sanitización y prevención en los distintos establecimientos educacionales.

La Directora Nacional de la Federación de Enfermeros de Chile señaló que “las clases presenciales plantean preocupaciones de seguridad, dadas las expectativas poco realistas de que las niñas y los niños puedan sobrellevar las medidas sanitarias que son básicas para prevenir el contagio y mantener el control de la pandemia durante la jornada escolar. Es difícil imaginar que un niño de 6 años use mascarilla permanentemente, que mantenga distancia física, no comparta la comida o materiales, o que se laven las manos constantemente. Por otro lado, los colegios ¿van a tener el jabón y el papel para secado de manos? Recordemos que esta medida es la más efectiva para el combate del Coronavirus”.

La dirigente de la Asociación de Enfermeras y Enfermeros del Hospital Carlos Van Buren recordó, también, el riesgo que implica para docentes y funcionarios de la educación que están en situación de riesgo por enfermedades base o por su edad. “Hay que considerar que muchos profesores y funcionarios de educación tienen factores de riesgo, lo que los hace especialmente vulnerables al virus, y si no contamos con la cantidad suficiente de adultos responsables para nuestros niños, se hará más difícil mantener las medidas sanitarias”.

Finalmente, la candidata a concejala por Valparaíso concluyó que “al final poco importa que la evidencia apunte a que las niñas y niños puedan convertirse en vectores del Covid para sus familias”.